Ataque de hindúes extremistas a una reunión cristiana en India

jue, Dic 13, 2018

Sección: Asia

Hindu activists take part in a religious march in the northern Indian city of Ayodhya March 5, 2002. Hardline Hindus in a breakthrough in the ongoing struggle in Ayodhya have said that they may accept a court verdict on the fate of the disputed site for the construction of a temple, where a Mosque was destroyed by hardliners in 1992. Plans to construct the controversial temple ignited communal strife in India that has left more than 570 people dead. REUTERS/Stringer


Pastores de 22 iglesias y sus familias estaban en Agra en octubre de 2018, para planear un programa navideño en el norte de la India. Llegaron extremistas hindúes al Hotel Samover, donde se reunían, y empezaron a golpearlos con palos y gritar maldiciones. Atacaron a mujeres y niños, y a algunas mujeres les arrancaron la ropa. Tiraron al piso a la esposa embarazada del pastor y organizador Sam Jacob.

Había jóvenes en las escaleras de la salida que golpearon a los que trataron de escapar; algunos recibieron golpes en varias ocasiones. Después, extremistas de mayor edad empezaron a acusar a los cristianos de convertir hindúes. Al llegar la policía, los atacantes jóvenes ya se habían ido.

Varios de los cristianos sostuvieron heridas internas y externas. El asalto duró 45 minutos antes de que llegara la policía, la cual arrestó a 13 cristianos por varias horas sin tomar acción contra los atacantes. Ficharon a 7 pastores por “promover enemistad entre grupos por razones religiosas” e insultar a personas de otra religión.

Los agresores también dañaron instrumentos de alabanza y un micrófono; agarraron una bolsa de Biblias y dos teléfonos móviles.

Los extremistas llevaron reporteros de varios medios para grabar y fotografiar el asalto. Cuando se publicaron las imágenes, hubo intensa crítica de la policía y se registró un caso en contra de los asaltantes, muchos de ellos no identificados. Dos de ellos fueron arrestados en noviembre y puestos en libertad bajo fianza en menos de tres horas.

Desde el ataque, el pastor Kumar reporta que la asistencia al culto dominical en su iglesia se ha reducido de 70 a menos de 20 personas. “La gente está muy asustada como para ir a la iglesia; temen otro ataque”, dijo. 

Se han reportado otros incidentes en iglesias y en un orfanatorio cristiano.

Fuente: Morning Star News

Los comentarios están cerrados